Posted tagged ‘Manuel Pulgar Vidal’

¿Está permitido ser imbécil?

marzo 19, 2012

José Antonio Peláez Bardales es el Fiscal de la Nación. Parece que entre los requisitos para el cargo no está la funcionalidad neuronal mínima. Peláez ha declarado, en el programa Los Fiscales de TVPerú, muy a tono con los tweets de Nadine, que el Ministerio Público se encuentra autorizado a inmovilizar e incautar los instrumentos que se utilizan para la actividad extractiva ilegal de oro y que, por tanto, las dragas que están en los ríos y lagos de las zonas reservadas en Madre de Dios y en otras áreas naturales protegidas del país serán inmovilizadas e incluso “dinamitadas” con respaldo de las Fuerzas Armadas para detener definitivamente su operación.

De hecho, al menos desde 2009, las Fuerzas Armadas vienen, eventualmente, dinamitando dragas en distintas partes del país. Igual que lanzando bombas fosfóricas sobre los cocales en la selva central. Pero nunca una autoridad civil del rango del Fiscal de la Nación ha hecho de ello una proclama porque resulta que “el remedio es peor que la enfermedad”… o al menos igual.

El daño a largo plazo que las explosiones o los incendios intencionales provocan sobre la biodiversidad en las zonas de reserva ecológica es tan grande que hay que disfrutar de escasez sináptica para plantear orgulloso esta suerte de “solución definitiva”.

Quizá en algún caso sea imprescindible proceder así, pero bajo ninguna circunstancia debiera ser la norma. El costo de desmantelar y trasladar los equipos de la minería ilegal, a mediano plazo, será generalmente inferior al costo ambiental que significarán las explosiones o los incendios. Lo que pasa es que muy pocos acostumbramos pensar en ese costo porque finalmente lo asumirá el Estado o no lo asumirá nadie.

El bosque tropical amazónico es uno de los pocos refugios que le quedan al planeta para mantener su precario equilibrio ambiental, amenazado de muerte por la tala y la minería ilegal y por las emisiones de carbono, metano y otros gases de efecto invernadero. El Perú alberga, dentro de su territorio, un valor altamente competitivo que hasta ahora, gracias a la ineptitud de los gobiernos, no aprende a usar para su beneficio.

Sólo así se explica que se pretenda cambiar “mocos por babas”: extracción ilegal por dinamitazos. No nos cabe duda de que, por ejemplo, más de un alcalde costero de La Libertad desearía contar con algunas de esas dragas (las que sirvan por supuesto) para ayudar a la recuperación de sus playas. Pero el Fiscal de la Nación dice que es mejor exterminar las especies vivas del bosque tropical andino.

¿Qué dirá el Ministro del Ambiente sobre las declaraciones de Peláez? No estaría de más que  la ONG a la que aún pertenece Pulgar Vidal, la Sociedad Peruana de Derecho Ambiental (SPDA), le dé un curso superintensivo al Fiscal de la Nación. De ese modo tal vez no proclame, con excesivo énfasis, su ignorancia.

O de repente lo mejor sea incrementar los requisitos de competencia profesional para la designación o ratificación de la máxima autoridad del Ministerio Público. Sobre todo en un país cuyo bosque prístino es componente sustancial de su patrimonio.

(Elmer Barrio de Mendoza)

Anuncios

Pulseada

diciembre 28, 2011

No fue posible tomarnos todo el descanso que anunciamos. Primero, porque recibimos una estupenda colaboración de Juan José Beteta, que publicamos anoche; segundo, porque entre Óscar Valdés y Gregorio Santos se instauró el diálogo… el diálogo de sordos que ambos han decidido asumir como ruta de negación. Negación, no negociación. Queremos creer que Ollanta Humala no aparece porque se está reservando el rol arbitral.

Óscar Valdés, algunos ministros del gabinete que preside y otros funcionarios de menor rango se reunieron ayer con el Alcalde de Cajamarca y representantes de la iglesia y de los empresarios cajamarquinos (fundamentalmente proveedores de Minera Yanacocha) y firmaron un acta que establece unos lineamientos de términos de referencia para el peritaje del estudio de impacto ambiental del proyecto Conga, ése que dice que se puede desecar cuatro lagunas y usar dos de ellas como botadero, y definir un plazo de 40 días para que el perito que se contrate emita su opinión definitiva. Es un poco extraño, suponiendo buena fe, que se fije un plazo tan breve para un asunto tan complejo. Y eso que Valdés propuso originalmente 30 días. El primer ministro debe ser muy ignorante en este tema para imaginar que un estudio, que dicen que tomó años, se pueda evaluar en un mes. Pero Manuel Pulgar Vidal, ministro del Ambiente, no es ningún ignorante y sorprende que se haya allanado a fijar un plazo tan aparentemente exiguo.

Gregorio Santos se alineó definitivamente con Wilfredo Saavedra y emitió ayer mismo una ordenanza regional que establece la inviabilidad del proyecto Conga. Idelso Hernández, Presidente del Frente de Defensa de los Intereses de la Región Cajamarca, cuya voz, para efectos prácticos, es la misma de Santos, desconoció la validez de la reunión de ayer, mientras que dirigentes del Frente de Defensa Ambiental de Cajamarca, que preside Saavedra, anunciaron movilizaciones y eventuales nuevos paros en rechazo a lo que consideran una negociación fraudulenta.

Dos cosas saltan a la vista. Una es que, cuando se trata de corifeos, no hay problema en aceptar personas que no fueron elegidas a cargos de representación popular en la negociación, personas que, como el representante de la Cámara de Comercio de Cajamarca, aparecen firmando el acta y arrogándose una representación popular que objetivamente no ostentan. Incluso, según nuestras fuentes, Jorge Vergara ni siquiera representaría la voz mayoritaria del empresariado cajamarquino (algún socio de la Cámara le habría espetado que la institución no puede convertirse en “la oficina de relaciones públicas de Yanacocha”). Dos, que ha quedado claro que el peritaje, tal como está concebido, sustituye la alternativa de un nuevo estudio de impacto ambiental, que era aquella condición que permitía el consenso, y soporta a priori la validez del actual (y cuestionado) estudio.

Tal como están las cosas, asistimos a una auténtica pulseada. El partido ha sido devuelto a Cajamarca. Si la movilización convocada es raquítica, el gobierno habrá ganado. Si, en cambio, es contundente, Valdés habrá perdido. Humala no tendrá reparos en tomar entonces una de dos decisiones: sacrificar a Valdés y asumir personalmente la negociación cual paladín del diálogo o reprimir duramente la resistencia de los cajamarquinos.

Un poco maquiavélico sin duda pero, hay que admitirlo, en ninguno de ambos casos el presidente aparecerá derrotado a corto plazo. El mediano plazo es otro tema. Si no que le pregunte a Lucio Gutiérrez.


A %d blogueros les gusta esto: