Es sólo coincidencia


El 15 de enero de 2003, Lucio Edwin Gutiérrez Borbúa, coronel del ejército ecuatoriano con reputación de izquierdista, asumió la presidencia de Ecuador.

Tan pronto como inició su gestión modificó radicalmente su discurso, firmó una vergonzante carta de intención con el FMI, se alineó con el gobierno norteamericano en la invasión a Iraq, se asoció a las políticas del presidente colombiano Álvaro Uribe y se deshizo de las alianzas con los sectores populares que lo habían encumbrado al poder.

El 20 de abril de 2005, en medio de una gran protesta popular, el congreso ecuatoriano declaró su vacancia y tuvo que exilarse.

Hace no tanto, Lucio Gutiérrez ha vuelto a la arena política como abanderado de la derecha fascista en el vecino país del norte.

Cualquier parecido es sólo coincidencia.

Explore posts in the same categories: Política

Etiquetas: , , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: