A “limpiarse” se ha dicho


Lerner ha “desmentido” a Chehade al mediodía: Nunca le encargué negociar a favor de Andrade Gutiérrez en el Tren Eléctrico, ha dicho en resumen. Es curioso que no haya dicho: “nunca le encargué nada”. O que no haya extendido el desmentido:”tampoco le pedí que cuestionara a Odebrecht o al otro competidor”.

Un desmentido a medias no es un desmentido, es casi una autoinculpación. Más todavía si el primer ministro hizo una salvedad: sí encargué a miembros de la Comisión Política de Gana Perú que participaran de la transferencia. O sea, algo sí le encargó.

Chehade es un paria y ahora todos lo desconocen. Ninguno de sus amigos de hace poco quiere escuchar su nombre. Pero es ingenuo pensar que nadie sabía lo que hacía bajo cuerda, como también lo es creer que nadie sabía los cabildeos de Alexis Humala.

En el Perú, sospechar es un deber. Y sospechar de los que se autoproclaman incorruptibles es un deber mayor. Sobre todo cuando hay signos exteriores que gritan afanes materiales repentinos e inexplicables.

Si hemos perdido la capacidad de indignación ante el asalto al erario público o ante el aprovechamiento fenicio del poder otorgado por el pueblo, de alguna patología moral estamos padeciendo. Esperemos que no se vuelva epidemia.

(Elmer Barrio de Mendoza)

Anuncios
Explore posts in the same categories: Política

Etiquetas: , , , ,

You can comment below, or link to this permanent URL from your own site.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: